El joven conocido como el “Fritanga” por su amor a la comida o el “Reptiliano” por su admiración a la especie, es un copiapino que se ha viralizado en el último tiempo por subir videos sobre su vida a las redes sociales. Hasta ahora tiene más de 150 mil seguidores en Instagram y más de 34 mil suscriptores en Youtube.

Felipe Urra, de 24 años, comenzó a grabar videos desde pequeño y los compartió en internet después de la sugerencia de un amigo, quien le dijo que “era buena onda y que por eso la gente lo seguiría”. Y no se equivocó.

Jajsjjsjsjs feliz y contento fullllll parrillla

Una publicación compartida por Felipe_fritanga (@felipe_fritanga) el

Su primer video viral fue el “ojitos de piscina” y, según confesó el “Fritanga” a El Diario de Atacama, fue un error: “Era un video privado, un saludo para una amiga, yo la jodí”, declaró al medio local.

Pese a su gran fama en las redes sociales, el copiapino no quiere ser expuesto en los medios, sostuvo, ya que es una persona tranquila, a la que le gusta jugar a la pelota, tocar en una batucada y amante de los animales.

Actualmente, el “reptiliano máximo” se encuentra terminando su enseñanza media y sueña con estudiar una carrera profesional. Aclara que el “Fritanga” es sólo un personaje, ya que en su vida privada es de bajo perfil y transparente y cree que es esta cualidad lo que le gusta ver a la gente.