Mientras en Santiago 3 iglesias fueron atacadas, en Concepción el Movimiento Juvenil Lautaro realizó un ataque con aparentes bombas de pinturas a las dependencias del centro de conciliación y mediación del Biobío, ubicada en calle San Martin pasado Paicavi.

Un hecho que habría ocurrido durante la madrugada, donde fue una funcionaria quien a su llegada se percató del ataque. En el lugar se encontraron panfletos en rechazo a la venida del Papa Francisco a Chile, además a favor del movimiento Mapuche.

Por ahora no existen personas detenidas por este ataque, mientras Carabineros realiza las pericias respectivas para determinar el tipo de elemento utilizado y quienes están tras el hecho delictual.

Al menos por lo ocurrido en Santiago, el Gobierno ya anunció la presentación de una querella contra quienes resulten responsables, cabe destacar que el Papa estará presente en Iquique, Santiago y Temuco.