“Bettie Be” se llama la gatita que ha sido ampliamente nombrada en redes sociales durnte las últimas semanas.
La razón es muy simple. Esta felina que nació el 12 de diciembre pasado en Sudáfrica, cuenta con la particularidad de haber nacido además de cuatro patas y una cola, con tres ojos, dos narices y dos bocas. En resumen, “Bettie Be” es una gata con dos caras.

La gata sufre de duplicación craneofacial o diprosopus, patología que se da cuando hay fallas en la proteína Sonic hedgehog, y que provoca el ensanchamiento de la cara y la duplicación de algunos órganos.

Debido a los problemas respiratorios y alimenticios que tiene por su condición, la dueña la entregó a un rescatador local, quien tiene experiencia con gatos con necesidades especiales.

La popularidad de “Bettie Bee” es tal que tiene su propia página de Facebook, en la que se detallan sus avances. Incluso, a dos semanas de su nacimiento ya pudo abrir sus ojos.