Dos trabajadoras de una Caja Vecina de calle Serrano, en el centro de Tomé, fueron víctimas de un asalto por parte de desconocidos que actuaron a rostro descubierto. Las mujeres, sin embargo, se defendieron rociándole a los delincuentes gas pimienta, mientras los persiguieron por la calle.

El hecho quedó registrado en video y en él se ve cómo entra uno de los antisociales, amenazando a las dependientes con un cuchillo, para llegar hasta la caja del recinto y sustraer un monto cercano a los 600 mil pesos, de acuerdo a los antecedentes policiales.

Durante el violento robo, el sujeto empujó a una de las trabajadoras quien cayó contra una pared de vidrio el cual se quebró con el impacto. Afortunadamente, la vendedora no lo traspasó ni resultó con lesiones.

Cabe señalar que gracias a la acción de las mujeres, quienes lograron identificar la patente del automóvil en el que huyeron los asaltantes, Carabineros de la Primera Comisaría de Tomé logró la detención de dos sujetos a sólo una hora después de haber cometido el ilícito. Las imágenes de las cámaras son parte clave de la investigación ya que permitirían situar en el sitio del suceso a quienes sean imputados por su responsabilidad en el delito.