Tras 20 años familias en Coelemu tendrán agua potable y alcantarillado

Cerca de 20 años tuvieron que esperar más de 350 familias de la villa El Conquistador de Coelemu para completar el gran anhelo de sus vidas, una vivienda digna que les pudiera otorgar una mejor calidad de vida. Y es que tuvieron que luchar por muchos años para regularizar su situación habitacional, comprando el terreno en el que emplazaron sus viviendas, primero, y luego para contar con los servicios básicos que hicieran más llevadera su estadía indefinida.

Accesos de tierra con sentido irregular, fosas sépticas, pozos negros y una torre de agua; fue la realidad de las familias hasta hace tres meses. Hoy la situación se torna lentamente distinta y ver algunas de sus calles ya pavimentadas, llena a los vecinos de El Conquistador de una profunda emoción.

“Estoy muy contenta y muy agradecida de lo que ha hecho la Municipalidad y nuestro alcalde. Antes nos enterrábamos en el barro cuando salíamos a dejar a nuestros niños al furgón, pero ahora, gracias a Dios, vamos a tener hasta agua potable. Lo que más nos complica son las fosas, porque a veces no tenemos plata para limpiarlas y se rebalsan, pero de la Muni nos ayudan con eso también”, contó Juana Díaz, vecina fundadora de la villa.

UNA VIDA DE ESPERA

Fue en 1998 cuando un grupo de 10 familias llegó hasta lo que hoy es Villa El Conquistador. Sin agua ni luz, debieron esperar dos meses para conseguir abastecimiento del vital elemento y electricidad. El barro y las diversas incomodidades no fueron suficientes para hacerlos claudicar y con mucho sacrificio lograron levantar sus casas.

“Fue duro al principio, pero nos esforzamos mucho durante años para sacar adelante esto. Con el apoyo de nosotros mismos y de particulares logramos tener una torre de agua y planzas para abastecer las casas. Más de 10 años estuvimos luchando para conseguir lo que hoy se está construyendo y por lo mismo, estamos muy felices”, expresó Karen Medina, presidenta de la junta de vecinos Villa El Conquistador.

Sólo basta con hacer un recorrido para saber lo que han vivido estas familias. Las polvaredas interminables y el mal olor producto de charcos de aguas servidas, presentes en algunos sectores, son una realidad que hoy se encuentra en vías de extinción.

“Definitivamente, este proyecto nos va a permitir cambiar la calidad de vida a las familias de la villa El Conquistador. Se trata de un proyecto muy anhelado por ellas y que incluye soluciones definitivas de alcantarillado, suministro de agua potable, pavimentación de calles, veredas y pasajes, y colectores de aguas lluvias. Con esto vamos a dignificar la habitabilidad de nuestras familias, que por muchos años tuvieron quevivir en malas condiciones sanitarias. Sin duda, estamos avanzando muy bien para conseguir que Coelemu crezca y se desarrolle, sin que ningún habitante de la comuna quede fuera. Nuestra tarea es brindar todos nuestros esfuerzos a quienes más lo necesitan y como municipio no descansaremos hasta cumplir con nuestros objetivos”, manifestó el alcalde Alejandro Pedreros.

Más de 2 mil 455 millones de pesos se están invirtiendo en los trabajos de urbanización de la villa El Conquistador, recursos entregados por el Gobierno Regional y que vienen a cambiar la cara a una de las puertas de entrada a Coelemu.

Cabe destacar que las obras se encuentran en un 15% de avance y debieran estar terminadas a finales del próximo año. Además, gran parte de los trabajadores son habitantes del lugar y de distintos sectores de la comuna.